Abuso sexual. Un problema que se puede evitar

Cecilia Arévalo Fundamentos para la Vida en Familia 5 Comentarios

Esta era niña pequeña, solo tenía 6 años. Sus padres eran buenos y cuidadosos. La amaban. Ésta pequeña sufrió el abuso sexual de un conocido de la familia sin que nadie se diera cuenta. ¡Nadie se dio cuenta!, ni siquiera lo pudieron sospechar. Esta historia se ha repetido una y otra vez en muchas familias. Es una situación triste… muy triste.

La primera intención que se viene a nuestra mente, como padres que nos ocupamos de nuestros hijos, es poder rodearlos con un alambre de púas o un cerco de espinos para que NADA ni NADIE los pueda tocar y les haga daño… pero lastima…eso no se puede hacer. Eso suena bien pero definitivamente no es lo mejor.

Tengo una mejor propuesta: Coloca, implanta, siembra sensores en su pequeña cabecita que se enciendan cuando algo no está funcionando bien.

• Entre los 0 y los 6 años de edad los niños son completamente dependientes, ingenuos y vulnerables. No puedes apartar tu vista de ellos.
• Entre los 7 y los 12 años seguirán siendo igual de vulnerables si no tienen una estructura interna propia de esa edad que debes dedicarte a construir desde el mismo momento de su nacimiento.
• Entre los 13 años y la edad adulta solo podrán ser victimas si han sido secuestrados o has perdido su corazón y no confían en ti.

Según las estadísticas, el 72% de los abusos a menores son por sus propios padres, el 22% es por figuras cotidianas en su entorno y el resto (6%)es por desconocidos. ¿Con quién debes tener mas cuidado? La alerta es general pero las estadísticas nos deben decir mucho.
Esta es la estructura que te sugiero implantes en la mente y el corazón de tus hijos. ¡Claro!, tu puedes agregar mas:

1. Enséñale identidad: Hombre, mujer, hijo, hermano, ciudadano, ser humano, amado, planeado, habitante de este planeta, mexicano, etc. ¡Piensa cuantas cosas implican cada una de estas áreas de identidad! Cuando cocinas, cuando lavas, cuando leen, cuando se bañan, cuando caminan al parque…siempre será un buen momento para hablarles de identidad a tus hijos. Esto es el fundamento básico de una estructura interna solida. Una persona con identidad sólida es difícil que sea engañada.
2. Enséñale que NADIE tiene derecho a tocarlo físicamente sin su consentimiento. No estamos hablando de saludar de mano a alguien o recibir una palmadita en la cabeza; estamos hablando de que los niños perciben actitudes en otros que tú nunca te percataste. No lo obligues a ir con alguien que él no quiere. Menciona, sin ningún temor, las partes del cuerpo específicas que ellos deben proteger mas: pene, vagina, pecho, nalgas, etc.
3. Enséñale a estar contento con lo que tiene y con lo que es. La codicia de un niño de tener algo o de hacer algo que sus padres le tienen prohibido es la mejor arma de los abusadores. Un niño que esta contento con lo que tiene es difícil que sea engañado.
4. Enséñale a manejar adecuadamente la culpa. La vergüenza de haber hecho algo indebido los mantiene cautivos a su abusador.
5. Toda curiosidad en temas de sexo debe ser completamente satisfecha por ti desde el principio. No le saques la vuelta a estos temas. Contéstale con la profundidad que sea necesaria.
6. Forma la costumbre de dejar las puertas de las recamaras abiertas. Muchos padres confunden “respeto” con falta de supervisión y se dan cuenta que sus hijos guardan secretos detrás de las puertas que les han resultado muy costosos. No se trata de ser padre policía sino de vivir en un ambiente de completa libertad y apretura.
7. Enséñale a manejar de manera adecuada el internet y la tecnología en general. Los bienes tecnológicos nos deben hacer crecer en sabiduría y servicio, no deben destruir lo que somos.
8. Hablen con libertad de estos temas. Esa libertad les dará seguridad.
9. Las niñas son mas susceptibles de sufrir abuso, pero ambos deben ser preparados para ello.
10. No seas paranoico. Se objetivo. El punto de vista de papá y mamá en acuerdo, siempre traerá equilibrio.
11. Guarda bien el equilibrio entre precaución y angustia.
12. Enséñale a preferirse y protegerse entre hermanos por sobre los amigos.
13. Nunca pierdas el corazón de tu hijo. Tu congruencia, paz y objetividad le harán sentir seguro de tus decisiones.

¿Qué está detrás de todo esto?

La pornografía y el amor al dinero.

Por supuesto que el problema no es lo que entra, sino lo que sale. Es lo mismo con la comida, ¡debe haber un buen sistema de excreción!, pero alentar este negocio es injusto, sexista, daña la integridad de las personas y produce bienes falsos.

El año pasado, el senado de la Republica anuncio que de acuerdo a datos de la ONU, México ocupa el PRIMER LUGAR a nivel mundial en difusión de pornografía infantil. Hoy hay video clubes virtuales gratuitos donde se difunden estos materiales con toda libertad y el único boleto de entrada para disfrutarlo es subir tu propio video casero con pornografía. (El Universal. Oscar Balderas. Miércoles 23 de Julio de 2014)

El sexo, y más el sexo abusivo, violento y denigrante, vende bien. Sólo en México este negocio genera ganancias por mas de 30 mil millones de dólares anuales. La pornografía es legal, es una gran industria y ¡cotiza en la bolsa de valores! Las mismas victimas (mujeres) hacen fila para los castings.

Sin darnos cuenta, admiramos a intelectuales, famosos y políticos que aprueban estas prácticas argumentando que es un asunto “ilícito pero necesario”. Gente como Gabriel García Márquez – escribiendo “Memorias de mis putas tristes” – y Oliver Stone – produciendo la película The people vs Larry Flint- han hecho parecer que la prostitución, las violaciones y la pornografía son parte de la vida y del desarrollo de la humanidad. Esta puede ser una película muy conocida que muestra la vida de un hombre que luchó por defender la libertad de expresión en el pueblo estadounidense. Lo que la película no cuenta (entre muchas otras cosas) es que Larry Flint comenzó su fortuna siendo proxeneta y que su hija Tonya Flint denunció que su padre abusaba de ella sexual y emocionalmente desde que era una niña.

No podemos derribar un aparato económico tan grande y tan complejo en tan poco tiempo, pero sí podemos hacer crecer una generación de niños y jóvenes maduros, fieles, congruentes y valientes que disfruten su sexualidad al máximo sin abusar de nadie y a su tiempo. ¡Una generación que no consuma ni produzca pornografía!

Muchos libros, documentos e investigaciones se han hecho alrededor de las historias de las victimas de este tipo de abuso pero pocas veces nos detenemos a pensar que podríamos estar criando abusadores. Cuando enseñamos cosas como que las mujeres deben servir a los hombres y como que los hombres tienen necesidades fisiológicas que deben ser satisfechas porque es natural, entonces estamos formando una generación de abusadores y abusados. No es de nadie la responsabilidad de criar hijos NO ABUSADORES y NO ABUSADOS mas que tuya, si es que ellos están contigo.

Es tú privilegio papá y mamá formar este carácter interno en tus hijos. ¡Manos a la obra!.

Comentarios 5

  1. Ma. Dolores Medina Valdez

    Felicidades hija , me parece un tema muy interesante que ningun padre ni madre debe pasar desapercibido cuando ama a sus hijos.

  2. Lucy C. de Rdez

    Wow, wow ,wow. Ceci, te super felicito por este excelente articulo tan completo. Nosotros estamos muy enfocados en los ninos y me encanta saber que hay gente como tu y nosotros que procuramos su seguridad promoviendo valores y consejos, muchas gracias! Les mando un abrazo a Luis y a ti y a tus retonos con mucho carino.

    1. Post
      Author
  3. Liz

    Excelente artículo, claro y consigo. Gracias por compartir los tesoros de tu mente y corazón al mundo, así es posible salvar vidas.

    1. Post
      Author

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *